El título no lleva a engaños, This is us es una serie que trata sobre una familia, los Pearson, y son ellos (us) los que nos cuentan su historia en primera persona.

Olvidaos de los artificios y los adornos, al argumento es sincero, directo, duro y muy emotivo. This is us nos narra las vidas de Kevin, Kate y Randall los tres hijos de Rebecca y Jack Pearson desde que nacen hasta la edad adulta. Juntos vamos viendo como crecen y los problemas que les comportan cada una de las etapas de la vida, cómo se enfrentan a los conflictos que genera su relación de hermanos, el diferente vínculo que cada uno de ellos es capaz de establecer con sus padres y como los hechos de sus vidas van conformando su personalidad y la forma de relacionarse con las personas externas a su familia convirtiéndolos en tres personas unidas por una relación muy intensa pero que se enfrentan a la vida de forma totalmente diferente.

Olvidaos de encontraros a la familia perfecta, los Pearson han de lidiar con sus miserias. Si la primera temporada de la serie giraba en torno a la mochila de Randall (es hijo adoptivo) y como de duro le resulta gestionarla a pesar de crecer en el seno de una familia estructurada la segunda temporada tiene como punto de conexión la perdida del padre y como cada uno de los personajes lo focaliza en su vida cotidiana.

Un tema aparte es el trato del hecho adoptivo, y aquí las familias adoptantes se pueden ver más o menos reflejadas según haya sido su experiencia pero os puedo asegurar que se puede llegar a sentir tal grado de cercanía que asusta. Como Randall vive el hecho de ser un hijo adoptivo en el seno de una familia de raza diferente, como este hecho condiciona la relación con sus hermanos o con madre o cómo gestiona la búsqueda de sus orígenes. Se agradece que los creadores de la serie hayan tenido especial tacto a la hora de desarrollar todas estas tramas mostrando las debilidades de las personas para que el espectador empatice con ellas en lugar de lo contrario.

Puede que el mérito de This is us radique en ser capaz de mostrar situaciones que a todos pueden resultarnos familiares lo que nos hace partícipes de la acción al poder observar cómo frecuentes situaciones que en algún momento de nuestra vida nos hayan podido angustiar. No quiero decir con ello que la gran mayoría de la gente pueda resolver sus problemas de la misma forma que lo hacen los personajes de la serie sino que mostrar estos problemas como “corrientes” puede hacernos sentir acompañados. Ya luego, cada uno los resolverà de la mejor manera.

Los hermanos Pearson en la infancia, la adolescencia y la edad adulta.

Toda esta vorágines de sentimientos convierten a la serie en una montaña rusa de emociones y si no tuviéramos suficiente con un argumento que no da tregua sentimental, además hemos de lidiar con la estructura narrativa que constantemente mezcla los tiempos yendo del pasado al presente y (en la segunda temporada) incluso al futuro en un claro intento de no permitir al telespectador ni un momento de sosiego.

This is us es un drama de los de pañuelo. Tenedlos preparados.

Todas las fotos son propiedad de NBC

Otros que también hablaron de esta serie en los siguientes enlaces.

This is us, la catarsis continua publicado en Fuera de Series

¿Por qué necesitamos series como This is us? publicado en Indie Hoy

Si sois fans de This is us no olvideis darle al like, y si este artículo os empuja a su visionado no olvidéis comentarnos que os ha parecido.