Os propongo una ruta por los alrededores de la población de Santa Pau, en la comarca de La Garrotxa, en Girona, recorriendo algunas de sus fuentes. Desafortunadamente en el momento que realizamos la excursión todas ellas estaban secas, pero eso no restó belleza al camino.

Esta ruta empieza en Santa Pau, concretamente en la Plaza de Baix donde vamos a encontrar el primer poste indicativo en dirección a la Font Calenta. Seguiremos la ruta señalizada por postes y por señales amarillas pertenecientes a la red de senderos Itinerannia.

Una vez nos dejemos atrás las últimas casas del pueblo empezamos a andar por un camino hasta llegar al Pont dels Instints, sabréis que es el puente correcto porque esta señalizado, lo cruzamos y continuamos caminando entre prados hasta llegar a un desvío a la izquierda. Es un paso habilitado para no tener que tocar las vallas electrificadas, hay un palo indicador pero se le ha borrado la información. Después de girar a la izquierda y caminando por el extremo derecho de unos prados vamos a llegar al río Ser que tenemos que atravesar.

Hicimos la ruta en otoño y se puede atravesar fácilmente por unas rocas pero ojo si están húmedas porque patinan muchísimo. Una vez atravesado el río giramos a la derecha por un camino a la vera del río, este camino va a desembocar a uno más ancho justo delante de una depuradora.

Rodeamos la depuradora por la derecha y así que podamos bajamos a un camino que va más cerca del río en lugar de caminar por el prado, debería haber un poste indicativo del sendero que hemos de coger pero este poste en el momento que hicimos la excursión estaba caído. Después las señales nos van a llevar a cruzar el río, pero si no queréis podéis continuar por el camino porque vais a llegar al mismo sitio, a una pista asfaltada con unos postes indicativos hacia la Font Fresca del Parxet.

Si habéis cruzado el río antes de llegar a la pista tenéis que encontrar la Font Calenta, no es fácil queda bastante escondida.

Una vez en el puente seguimos las indicaciones hacia la Font Fresca. Vamos a llegar a la carretera GI524, de Santa Pau a Mieres, la vamos a cruzar. Delante tenemos el Camping-Masia Mas Parxet. Seguimos las señales y atravesamos el camping hasta la Font Fresca del Parxet a la que llegamos después de pasar por encima de una pasarela de madera.

Una vez pasada la pasarela un poco más adelante a la derecha vamos a encontrar unas señales que no se porque razón son más bien naranjas que amarillas pero que son las correctas, vamos a girar a la izquierda y subir por un camino con un poco de pendiente hasta llegar a un indicador que seguiremos dirección Font de Bernadal.

La Font de Bernadal es muy visible ya que queda en un claro del bosque a la izquierda del camino y con un pequeño muro que la rodea.

Una vez visitada la Font de Bernadal, reculamos por el mismo camino hasta la primera señal que nos indica hacia Santa Pau. Desde aquí ya podemos llegar a Santa Pau sin desviarnos. O, si lo preferimos, girar a la izquierda cuando encontremos un poste indicativo que nos desvía por un sendero.

En este tamo la ruta coincide con el GR-2

De las dos formas se llega en más o menos el mismo tiempo a Santa Pau, la diferencia es que si seguimos sin desviarnos iremos por pista asfaltada y si nos desviamos lo haremos por sendero.

En total habrán sido un par de horas de excursión muy fácil, apta para todos los públicos, por pistas y senderos muy marcados y con vistas si el día lo permite.

Vistas en la parte final de la ruta.

¿Os animáis con esta ruta?

Toda la información de esta ruta en el siguiente enlace de la red de senderos Itinerannia.